Mas Que Digital

LinkedIn: Claves SEO para aumentar visibilidad de los perfiles

Pareciera una obviedad, pero no todo el mundo sabe que el mismo tratamiento SEO que resulta tan exitoso en el posicionamiento de portales tan variados como blogs, pasando por páginas de noticias, hasta de negocios online, es igualmente efectivo para los usuarios de la red social profesional LinkedIn.

Y es que sí, efectivamente, aplicar una buena estrategia de posicionamiento en un perfil de la plataforma social profesional propiedad de Microsoft puede (y va a) influir directamente en el aumento de la visibilidad del mismo, además de tener como consecuencia un crecimiento en su prestigio y un mayor rango de oportunidades profesionales.

Todo eso y más está al alcance de un buen SEO. Claro, aplicarlo en LinkedIn necesita, como todo en la web, su buena dosis de dedicación. Nada cae por su propio peso en Internet (otra obviedad) si no es trabajado y actualizado con constancia, y un buen perfil profesional en esta red social requiere eso, además de detalles y especificidades.

En cuanto al SEO, a continuación unas simples claves a tener en cuenta a la hora de transformar un perfil de LinkedIn normal en uno que sea capaz de posicionarse de muy buena manera:

  • PALABRAS CLAVE: Como no podía ser de otra manera, las palabras clave son fundamentales para este tipo de estrategias. En este caso particular, se deben identificar, definir y utilizar esas palabras por las cuales el usuario quiera que su perfil se posicione y sea encontrado.
    Todas las palabras clave, por supuesto, deben estar relacionadas y determinadas como primarias y secundarias, para darle un mayor dinamismo al perfil.
    Incorporar alguna de esas palabras en la optimización del nombre del perfil (haciendo un equivalente al atributo title, muy relevante para el SEO) será altamente influyente a la hora de que este sea encontrado con mayor facilidad.
  • DENSIDAD Y PERSONALIZACIÓN: Todos y cada uno de los aspectos de un perfil LinkedIn deben ser optimizados para SEO de igual forma, usando las palabras clave adecuadas en su justa densidad. Eso incluye personalizar el URL del perfil, la fotografía del mismo (debe ser identificada con nombre, apellido, especialidad laboral, etc.), el extracto y, por supuesto, los contenidos.
  • HABILIDADES: Un buen perfil debe tener muy minuciosamente seleccionadas aquellas aptitudes y habilidades por las que el usuario quiere sobresalir. Una buena marca personal y reputación online se construye con unas buenas validaciones y usos sinceros de puestos y responsabilidades.
    El linkbuilding funciona perfecto para este apartado, pues un perfil incrementa su credibilidad si el usuario tiene referencias y/o trabajos en blogs, medios online, o perfiles universitarios.

Además de todo lo anterior, se debe hacer uso de las recomendaciones (también aplicando SEO) a la hora de optimizar un perfil de LinkedIn, así como también se puede jugar con la personalización de los textos ancla de los enlaces y las opciones por defecto… Lo dicho, depende mucho del usuario el aplicar bien las siempre necesarias técnicas SEO para mejorar el posicionamiento de un perfil de LinkedIn.