Google vuelve a modificar su algoritmo… ¡Busca premiar contenidos originales y de calidad!

Todos sabemos que Google realiza más de cincuenta modificaciones de su algoritmo secreto encargado de organizar los contenidos de manera anual. Sin embargo, los objetivos detrás de esas modificaciones son lo que más suele variar. El más reciente ajuste, por ejemplo, se acaba de realizar y lo que busca es favorecer el contenido informativo original.

Dicho de otro modo, la compañía de Mountain View quiere premiar los contenidos de calidad por encima de otras publicaciones que, como resultado de copias y plagios, logran salir entre las primeras posiciones. “Un elemento importante que queremos potenciar es la presentación de artículos originales, un esfuerzo que requiere mucho tiempo, esfuerzo y recursos por parte del editor”, explicó Richard Gingras, vicepresidente del servicios de información de Google.

Un reporte de ABC.es explica que Google atiende con este ajuste una de las demandas más importantes de los medios de comunicación, que se han quejado reiteradamente que páginas web de dudoso prestigio y relevancia aparecen en posiciones más privilegiadas, recibiendo un importante flujo de tráfico orgánico en el buscador.

La modificación de las pautas que afectan al posicionamiento web en buscadores va a permitir, en última instancia, realizar una clasificación más justa. “Significa que los lectores interesados en las últimas noticias pueden encontrar la noticia que lo inició todo, y los editores van a poder beneficiarse de que sus textos originales sean más vistos”, promete Gingras, añadiendo: “Nuestro objetivo es apoyar los esfuerzos de la industria y ayudar a los usuarios a acceder a los artículos con más confianza”.

Mea culpa

Gingras sabe muy bien que el algoritmo de Google estaba fallando en este sentido últimamente, y que por eso es que finalmente han decidido poner manos a la obra, examinando contenidos a fondo y encontrando los resultados más útiles posibles… sobre todo cuando de noticias se trata.

El ejecutivo aseguró que la compañía va a solicitar a su equipo de revisores humanos que tengan en cuenta la reputación de un editor en la clasificación de los contenidos, y que valoren más a los medios que proporcionan material de calidad, del tipo que requiere un extenso proceso de elaboración y que rara vez aparece en los primeros puestos cuando se introducen los términos de búsqueda.