Mas Que Digital

¿Cuáles son los colores ideales para el Marketing Digital?

El éxito o el fracaso de cualquier campaña de mercadeo puede depender de un elemento tan simple como complejo: el color. Y es que, según expertos en la materia (desde diseñadores gráficos hasta especialistas en imagen), el uso de ciertos y específicos colores es determinante a la hora de jugar con las emociones y sentimientos que puedan despertar un vivo rojo o un fuerte azul.

El color, cualquier color, bien usado en cualquier estrategia de marketing puede hacer que una empresa logre mayor conexión con el público, aumente el engagement, o que, simplemente, venda mejor sus productos y servicios. Por eso la importancia de saber cómo y cuándo utilizarlos, pero sobre todo, cuáles.

Para muestra, algunos botones:

Amarillo

Es de los colores que más llama la atención a la vista del público, aunque su uso exagerado puede resultar cansino y contraproducente. El amarillo transmite emociones fuertes, seguridad y ferocidad, y estimula la actividad cerebral. Ideal para:

  • Turismo
  • Ocio
  • Alimentación

Azul

Un color que inspira confianza, con efecto tranquilizador y estimulante. Evocador. Ideal para usar en conjunto a otros colores. Se utiliza con frecuencia en:

  • Productos de Limpieza
  • Productos de Alta Precisión
  • Tecnología

Rojo

Es el color que más atrae la atención del público, y por eso es el más popular entre los estrategas de mercadeo. Además, posee una intensidad emocional sin igual, sugiriendo desde amor hasta violencia. Ideal para:

  • Juegos
  • Vehículos
  • Deportes

Verde

Es un color muy versátil, que transmite emociones que van desde la calidez, pasando por el agrado y terminando en la relajación, además de simbolizar esperanza, naturaleza, riqueza, salud, y todo aquello que signifique bienestar y armonía. Usualmente se utiliza en:

  • Medicina
  • Finanzas
  • Medio Ambiente

Además de estos cuatro principales, son muy utilizados el Naranja, el Negro, el Púrpura y el Rosado, los cuales transmiten emociones como felicidad, seriedad, exclusividad y ternura, respectivamente.

A fin de cuentas, el uso de cualquier color en particular dependerá de factores como la marca y el producto, y es por ello que los especialistas en marketing deben tener claras sus intenciones y su público meta para, así, definir estrategias.