¡Conócelas! 5 preguntas para saber si llegó la hora de hacer rebranding

El reciente anuncio del cambio de nombre de Instagram y WhatsApp (que ahora se llamarán Instagram from Facebook y WhatsApp from Facebook) ha vuelto a plantear en el sector la importancia del branding y, en este caso, del rebranding¿Cuándo es conveniente transformar la identidad de una marca?

Lo de Facebook no ha sido tan radical, pero siempre llega un momento en que marcas y empresas deben plantearse seriamente hacer una renovación de muchos aspectos, imagen incluida. Lo importante acá claro está, es el timing. Escoger bien el cuándo y el cómo. En ese sentido, un reciente artículo publicado por Merca20 enlistó cinco preguntas que deben plantearse sí o sí a la hora de determinar si es prudente un rebranding. Veamos:

  • ¿El consumidor de la marca ha cambiado?: Si las circunstancias del consumidor han evolucionado, tal vez sea posible la transformación de la marca. Para eso hay que determinar cómo se han transformado los hábitos de consumo del público hacia un producto y marca, y evolucionar a la par de eso.
  • ¿La competencia también ha cambiado?: Hay que observar con atención qué es lo que desarrolla la competencia, sea directa o indirecta. Esto será de utilidad para no caer en el error de la imitación de los aciertos. Hay solo que tomarlos como ejemplos… y si el ejemplo es que a ellos les fue bien con un rebranding, pues…
  • ¿La marca ha sabido evolucionar?: Todas las marcas van a transformarse en distintos momentos, y sus objetivos cambian con el tiempo. Si se logra identificar este tipo de cambios se podrán desarrollar mejores procesos creativos renovadores para la marca.
  • ¿Cambió la oferta de productos de la marca?: La esencia de una marca debería mantenerse con el correr del tiempo. Sin embargo, sus productos sí que pueden cambiar como tal. Si eso pasa, pues conviene un rebranding, el cual funcionará si la nueva imagen efectivamente proyecta tal innovación en la oferta.
  • ¿El mercado cambió?: Acá la pregunta del millón. El consumidor y sus características se transforman, y también lo hace el entorno económico que rodea a una marca. Esto es inevitable e ineludible… o sea, un indicativo perfecto para justificar una estrategia de rebranding.